Cómo prevenir el dolor de rodilla y las lesiones

Dolor de rodilla

Consejos y ejercicios para prevenir lesiones y dolor de rodilla

El envejecimiento o la rigidez general pueden provocar dolor de rodilla. Vamos a ver una serie de ejercicios y consejos que pueden ayudar a prevenir lesiones y dolor. Cuando tenemos un dolor de este tipo, muy a menudo se desconoce de donde proviene. En muchos casos puede ser por la tensión en los músculos circundantes.

Existen innumerables causas de dolor de rodilla, y muchas de ellas son inevitables sin importar la edad o el nivel de condición física. Vamos a ver algunos ejercicios para liberar, estirar y dar masaje a los músculos alrededor de las rodillas, y así  prevenir el dolor y el malestar.

Consejos y ejercicios para prevenir el dolor de rodilla

  •  Controlar el peso: ante la posibilidad de desarrollar una osteoartritis, se debe mantener un peso adecuado al tamaño y edad que tengamos. De esta forma evitaremos el estrés en las rodillas y mayores probabilidades de sufrir lesiones de rodilla.
  • Calentamientos: antes de realizar cualquier ejercicio, primero hay que hacer calentamiento y luego estiramientos. Si se estiran los músculos en la parte delantera y trasera de los muslos, esto disminuye la tensión en los tendones, aliviando finalmente la presión en las rodillas.
  • Practicar ejercicio de bajo impacto. Se puede optar en el gimnasio por una máquina de remo o una máquina de esquí de fondo. Ambos ofrecen un entrenamiento fuerte con bajo impacto en las rodillas.

Dolor de rodilla

  • Usar calzado adecuado: ayudará a mantener una adecuada alineación y equilibrio de las piernas. Es una forma de prevenir en última instancia las lesiones de rodilla.
  • Caminar o nadar: puede optar por cualquiera de estas dos prácticas cuando no vaya al gimnasio.
  • Entrenamiento con pesas: fortaleceremos los músculos de las piernas para apoyar mejor las rodillas y evitar lesiones. Para estar seguros de como realizar de forma correcta el ejercicio con pesas para prevenir el dolor de rodilla, se debe consultar antes con un experto.
  • No reducir la actividad. una reducción de actividad puede derivar en debilidad, incrementando las probabilidades de lesiones.

En el caso de tener ya una lesión en la rodilla, se debe consultar a un fisioterapeuta para poder establecer un régimen de ejercicios adecuado.

Deja tu comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here