Kim Jong-un visitará Rusia por primera vez para una cumbre con Vladimir Putin

Kim Jong-un visitará Rusia por primera vez para una reunión con Vladimir Putin

El líder norcoreano Kim Jong-un visitará Rusia por primera vez, para reunirse con el presidente Vladimir Putin

Corea del Norte confirmó hoy martes que Kim Jong-un visitará Rusia por primera vez, para participar en una cumbre con el presidente Vladimir Putin. La reunión tendrá lugar a finales de abril. Aunque aún se desconoce el lugar, todo apunta a la ciudad de  Vladivostok. La cumbre llega en un momento crucial para una diplomacia tenue, destinada a deshacer el arsenal nuclear de Corea del Norte.

Esta visita es parte de los esfuerzos de Kim por conseguir apoyo extranjero para sus planes de desarrollo económico, según los analistas. Hasta el momento Corea del Norte no ha conseguido lo que más desea, tras la reciente oleada de cumbres de alto nivel entre Kim y varios líderes mundiales.

El líder norcoreano busca el alivio de las aplastantes sanciones internacionales impuestas. Se teme que un reciente ensayo con armas norcoreanas y una serie de maniobras en Washington por el estancamiento de las negociaciones nucleares, impulsen a Pyongyang a realizar nuevos ensayos nucleares y de misiles de largo alcance.

Kim Jong-un visitará Rusia por primera vez para una reunión con Vladimir Putin

La Agencia Central de Noticias de Corea del Norte (KCNA), dirigida por el Estado, emitió una breve declaración de dos frases. En ellas decía que Kim “visitará pronto la Federación de Rusia” y que él y Putin “mantendrán conversaciones”. No se dio a conocer la fecha de la reunión y no estaba claro si Kim volaría o tomaría su tren blindado.

Intereses recíprocos entre ambas potencias

Como ya indicamos, algunos indicios apuntan a que la reunión se celebrará esta semana en el puerto del extremo oriental de Vladivostok. El Kremlin informó la semana pasada en una breve declaración que Kim visitará Rusia “en la segunda quincena de abril”, pero no dio más detalles.

No está claro cómo impulsará Putin las estancadas conversaciones nucleares, y si la visita puede tener más que ver con los intereses económicos de cada nación. Rusia está interesada en obtener un acceso más amplio a los recursos minerales de Corea del Norte, incluidos los metales raros.

Pyongyang, por su parte, codicia los suministros de electricidad de Rusia. Quiere atraer la inversión rusa para modernizar sus plantas industriales, ferrocarriles y otras infraestructuras en mal estado.