La carta con la que Sergio Calvo, padre de Marta, ha querido despedirse

“Vivimos desde hace casi un mes sumidos en una auténtica desesperación. Lo peor que puede vivir un padre es no saber dónde está su hija. Veintiséis días de incertidumbre, miedo, preocupación… con sus 26 noches, hasta recibir esa llamada.

Esa llamada que nunca hubieras querido recibir, esa llamada que te confirma tus peores sospechas. Un día que nunca esperabas vivir y que nunca vas a poder olvidar. Lo hemos padecido en familia, arropado por mi pareja, mis padres y mi hijo pequeño, el hermano de Marta. Un joven de 20 años que está sufriendo también.

Sin apenas conocer datos de la investigación durante este tiempo más que los revelados por los medios de comunicación queremos despedirnos de Marta recordándola juntos. Recordando esa sonrisa suya que no se puede olvidar. Recordando la sonrisa de esa niña dulce que se convirtió en una mujer llena de vida. Una vida truncada de forma atroz.

Pedimos únicamente respeto y justicia para Marta No queremos hacer mas declaraciones de las que hacemos con esta carta.Agradecemos el trato que nos habéis brindado y la posibilidad de poder expresar nuestros sentimientos.

Gracias también a todos los investigadores y cuerpos y fuerzas de seguridad que han trabajado incansablemente por saber qué le pasó a mi hija.

Sin más, Sergio Calvo”.

Una familia rota, que sospechó del detenido desde el primer día

Desde el pasado 7 de noviembre, la familia de Marta se encontraba desolada por la desaparación de la chica. Marta, de 25 años, le envió a su madre la localización del domicilio del detenido.

La última señal de vida de Marta fue a las 5:55 horas del  7 de noviembre, sin embargo, a pesar de ello, no quisieron perder la esperanza de recuperarla con vida. Casi un mes después, la delegación del Gobierno en Valencia se puso en contacto con la familia de Marta para indicarles que su hija había tenido una muerte violenta.

La triste y emotiva carta del padre de Marta Calvo con la que ha querido despedirse
Marta Calvo