Según apunta el PNV, los vascos no se sienten españoles “!Ni por el forro¡”

Andoni Ortuzar, Presidente del PNV

Presidente del PNV: “Nos quieren iguales… pero para empeorar. Esa es la idea que tienen algunos de su gran España. Luego querrán que los vascos se sientan españoles. !Ni por el forro¡”

Estas palabras son las que ha dicho esta mañana el Presidente del PNV, Andoni Ortuzar, en el acto en el que se celebraba el Alderdi Eguna (Día del Partido). Andoni Ortuzar ha citado la reciente sentencia del Tribunal Supremo contra el sistema de becas vasco.

El Tribunal Supremo considera que la regulación del sistema de becas debe hacerse garantizando la igualdad en su obtención en toda España y estima que el hecho de que Euskadi fije su propio baremo genera un “sistema paralelo al del Estado”, que genera “importantes desigualdades” en el acceso a la educación por razón del territorio.

Andoni Ortuzar ha cargado contra el “redil español” por la sentencia del Tribunal Supremo, que obliga a bajar la cuantía para unificarlas con las del resto del Estado.

Ortuzar manifiesta que “Son como el perro del hortelano, ni comen ni dejan comer. El resultado es que vamos a tener menos becas y en menor cuantía para que no nos salgamos del redil español. Nos quieren iguales… pero para empeorar. Esa es la idea que tienen algunos de su gran España. Luego querrán que los vascos se sientan españoles. !Ni por el forro¡“.

El PNV ha iiniciado así su campaña electoral,  poniendo en valor su “política útil” para avanzar en el autogobierno y para situar Euskadi “a la cabeza de Europa” y lo ha contrapuesto al “desgobierno” y la “inestabilidad” en España.

Tanto Íñigo Urkullo como Ortuzar defienden la importancia del Estatuto vasco para conseguir más autogobierno y han avisado al próximo Gobierno de Madrid que “no está cumplido”, y que “vamos a seguir reclamando su cumplimiento”

“Vamos a tener un otoño caliente y una primavera movidita”

De cara a la cita electoral del 10-N, Andoni Ortuzar, ha hecho un llamamiento a acudir a votar y ha manifestado que  “la abstención favorece a los que han hecho mal las cosas o a los que siempre han mandado en Madrid. Ha asegurado entender el “cabreo, el hartazgo, el hastío por todo lo que está pasado en Madrid”, pero ha insistido en que “el cabreo vasco exige voto vasco”. “Mandemos una señal clara, nítida y fuerte de que Euskadi es otra cosa y de que quiere otras cosas”. Y ha advertido a la militancia de que “toca apretar los dientes otra vez” porque “vamos a tener un otoño caliente y una primavera movidita”.