Mercadona, a la vanguardia de la innovación y el servicio al cliente

Instalaciones luminosas y más amplias

La cadena de supermercados Mercadona ofrece un nuevo modelo de tienda. Se trata de una innovadora experiencia que lleva implantando desde el 2016 en sus nuevas aperturas, a la vez que reforma de manera paulatina todos sus supermercados.

El nuevo modelo de tienda se caracteriza por sus amplias cristaleras que dejan pasar luz natural. Se han sustituido las paredes opacas por grandes cristaleras, reforzadas con el uso de bombillas LED. La idea es favorecer la ecoeficiencia de las instalaciones. De esta manera, la visión de los productos es mucho mejor.

Baldosas blancas, murales trencadis hechos a mano y anchos pasillos con góndolas centrales. Los pasillos más amplios acaban con la problemática de la aglomeración de carros, cestas y gentío. Presentan una nueva modalidad de suelo antideslizante y con baldosas dispuestas de manera diagonal para evitar el encaje de ruedas.

La incorporación de neveras y expositores (verticales y horizontales) completamente traslúcidos dejan ver todos los productos de un solo vistazo y evitan la pérdida de frío en el transcurso de búsqueda de los congelados.

Mejora en el bienestar de sus empleados

Mercadona apuesta por asegurar que todos sus trabajadores terminen sus jornadas laborales libres de sobreesfuerzos.  Los responsables del cobro ya no tendrán que ejecutar de manera sistemática giros innecesarios en el paso de los productos, con el nuevo diseño de las cajas, en el que ha participado el Instituto de Biomecánica de Valencia.

La instalación de pantallas táctiles, bolas giratorias para el arrastrado de productos y la guía que lleva la compra de forma directa al escáner, permite una mayor comodidad en el   puesto de trabajo. Se ha ampliado también el espacio y la movilidad de los trabajadores.

Listo para comer

En esta sección podemos encontrar una selección de productos frescos dispuestos a ser cocinados al gusto del cliente y en el momento por sus trabajadores, formados específicamente para ello.

Dispone también de recetas ya preparadas como la paella o la fideuá, las croquetas, las tortillas, el pollo asado o los platos de cuchara más típicos. Además de ofrecer comida recién hecha, Mercadona permite a sus clientes dar con su combinación ganadora más personal.

En el terreno de la pasta (lisa o rellena, y con la salsa que se desee), la pizza (a elegir tamaño, condimento base e ingredientes) y ensaladas, con casi una veintena de componentes frescos (desde la clásica lechuga iceberg hasta la mezcla de brotes, pasando por surimi, aceitunas, cóctel de frutos secos, quinoa o queso mozzarella).

No se olvida tampoco de los bocados más pequeños, Sushi, bocadillos serranitos, hamburguesas o sándwiches calientes pueden acompañarse de un café preparado al momento, una bebida fría o una botella de zumo de naranja recién exprimido.

Corte del producto al gusto del consumidor

Mercadona ofrece el “Punto de acabado de carne”. El consumidor, tras elegir los productos en bandeja, puede solicitar el acabado que desee.

La sección de Panadería cuenta con una máquina rebanadora de pan que permite a los clientes llevarse a casa las hogazas listas para meter en la tostadora. La máquina no tiene ningún riesgo ya que el aparato cuenta con un sistema de seguridad que impide su apertura antes de la recogida de la cuchilla.

Se ha incorporado también el corte de jamón a mano. Se trata de un espacio atendido por profesionales que reciben una formación particular de más de 70 horas por parte de expertos.

Zona para disfrutar los platos adquiridos

Uno de los proyectos más innovadores de  Mercadona ha sido la disposición de mesas y sillas, junto a un microondas y un stand con cubiertos y otros posibles útiles para comer en una zona habilitada a la entrada del supermercado. De esta manera, los clientes pueden disfrutar al momento de los platos que han adquirido o hacer una pausa para completar la lista de la compra.