Exlíderes de Vox a nivel provincial, han denunciado a través de la Cadena Ser, que la dirección de su partido les ordenó mantener en secreto las donaciones económicas de empresarios

La cúpula de VOX ordenó ocultar las donaciones económicas por parte de empresarios, para evitar superar el máximo legal permitido, y así mantener en secreto el origen de dichas aportaciones.

Ex altos cargos de VOX han sido quienes han revelado esta práctica ilegal a través de La Cadena Ser, quien publica este martes los testimonios de dichos ex líderes de la formación de Santiago Abascal, asegurando que se les ordenó consignar los ingresos a nombres de testaferros, como familiares, amigos o simpatizantes del partido político.

Carlos Aurelio Caldito, exvicepresidente de Vox en Badajoz, aseguró en conversaciones a la Cadena Ser, que “Entre el 15 y 17 de diciembre de 2017, nos reunieron a todos los responsables del partido en Soto del Real, donde se organizaron las primera jornadas de coordinación de VOX. Allí, el  el vicepresidente y responsable de captación de recursos del partido, Víctor González Coello de Portugal, indicó a los presentes que debíamos ofrecer a los empresarios interesados en donar dinero a Vox, una vía indirecta sin que su identidad se viese expuesta: usar testaferros como amigos, parientes.

Según publica ‘El País’, Víctor González, es propenso a cometer irregularidades, y es que en la empresa de la que fue accionista y administrados hasta el año 2014: Marmolería Leonesa, también cometió fraude contable, según una sentencia de la Sala de lo Civil del Tribunal Supremo. Como consecuencia González Coello de Portugal, “fue inhabilitado para administrar bienes ajenos y poder representa o administra a cualquier otra persona”

Por su parte, Daniel Molina, ex presidente del partido en Toledo, afirmó que “Se nos dijo que, para evitar que los empresarios tuviesen miedo de quedar asociados a un partido que podría parecer de extrema derecha, los directores del Comité Ejecutivo Provincial cogiésemos el dinero de los empresarios y lo dividiéramos entre gente de confianza y lo metiésemos en el partido”

Molina confesaba en declaraciones al medio El País, que un constructor de la zona quiso donar 15.000 euros al partido, pero éste no quería quedar relacionado con la formación ni que si hiciera pública su donación. Desde las altas esferas del partido que lidera Santiago Abascal le ordenaron que cociera el dinero, pero éste asegura que no lo hizo porque supondría un delito de blanqueo de capitales.

líderes de VOX