El malestar en Moncloa es evidente tras el silencio auto impuesto de importantes miembros del ejecutivo

Las críticas de 3 miembros del ejecutivo al Rey Don Felipe desencadenaron un malestar entre el resto de miembros del gobierno de Pedro Sánchez que ya es evidente.

En el ámbito privado, algunos miembros del gobierno de Pedro Sánchez creen que las críticas a Don Felipe, especialmente la de Alberto Garzón, fueron un error. Sin embargo en el ámbito público se han auto impuesto el silencio para no emporar las cosas.

El veto al Rey Don Felipe en Barcelona ha desembocado en una espiral de reproches y «culpar al de al lado», en este sentido el el ministro de Justicia, Juan Carlos Campo, pone otra excusa manifestando que, «querían velar por «la seguridad» y la «convivencia» en Cataluña.

Juan Carlos Campo admitió además que, «Si se podía hacer unos días después… ¿Por qué íbamos a generar una tensión?«.

Podemos se crece

El lío formado ha dado alas a Podemos, mucho más directos en sus declaraciones sobre el tema, como las realizadas por el ministro de universidades «comparto lo que dijo Jaume Asens, lo cual no quiere decir que el Rey no pueda ir a Cataluña, pero según las circunstancias tendría que haber prudencia en ese sentido«.

En círculos gubernamentales piensan que existía un temor a que una maniobra mal calculada podría haber hecho coincidir la sentencia de inhabilitación de Torra con la presencia del Rey en Cataluña, algo que habría sido aún peor. que lo ocurrido..

el error del ejecutivo de pedro sanchez